¿Cómo corrigen la visión los lentes correctores?

Formas básicas de lentes:

Un lente cóncavo (izquierda) corrige la miopía. Las líneas interrumpidas indican en dónde estaría el foco sin un lente corrector. Un lente convexo (derecha) corrige la visión de lejos y se utiliza frecuentemente en los anteojos para leer. Las líneas interrumpidas indican en dónde estaría el foco sin un lente corrector.

Con visión normal la córnea y cristalino refractan (desvían) la luz que pasa a través de ellos para enfocar una imagen nítida en la retina. Si el globo ocular es demasiado largo o demasiado corto entre el frente y parte posterior, la imagen no se enfoca tan nítidamente como debería. El foco estará un poco adelante o atrás de la retina, haciendo borrosa la imagen. Una distorsión en la curvatura de la córnea o cristalino pueden también hacer borrosa la visión. Por ejemplo, la córnea tener mayor curvatura de izquierda a derecha que de arriba a abajo.

La forma en que corrige estos tipos de problemas de la visión sin cirugía es mirando a través de lentes que compensan cualquier error en la forma del ojo o en la curvatura de la córnea o cristalino. Las tres formas básicas de lentes correctores son convexos, cóncavos y cilíndricos.

La potencia refractiva que un lente corrector necesita para contrarrestar el problema específico de la visión se basa en la prescripción que se obtiene en un examen ocular de rutina. El número de la prescripción determina la forma y grosor del lente. Por ejemplo, el grosor de lentes cóncavos puede variar considerablemente, dependiendo de si es muy corto de vista o ligeramente corto de vista. Mientras mayor es el número, más fuerte es la prescripción — es decir mientras más luz debe refractarse, más gruesa debe ser la lente.




Califica este Artículo:
4.50 / 5 (2 votos)






Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *